Aguardo para fotografía de águila perdicera



Tenemos varios aguardos situados en unas peñas rodeadas de dehesas y matorral mediterráneo, con vistas al sector más elevado de la Sierra de San Pedro




Tarifa 

Sesión desde aguardo individual: 150 € (una persona) / 260 € (2 personas).

La tarifa incluye el alquiler de los aguardos, las autorizaciones administrativas y el transporte desde el alojamiento o punto de recogida del cliente hasta los mismos.

Alquilando estos u otros aguardos más de un día se aplican diferentes descuentos. Consultar la página de OFERTAS.

Al tratarse de animales salvajes no se puede garantizar que las águilas aparezcan en el posadero situado frente a los aguardos, aunque las probabilidades son muy altas. En el caso de que el animal no comparezca, únicamente se cobrarán los gastos (40€/persona o 60€/dos personas) o se podrá repetir el intento otro día que haya disponibilidad, sin costes añadidos.






Plazas disponibles: dos por día, o excepcionalmente tres, en sesiones de mañana. También se podrán realizar sesiones de tarde para unas o dos personas. Los clientes podrán elegir entre varios aguardos, que se encuentran orientados en direcciones diferentes.



Medidas interiores de los aguardos

  • Aguardo 1 - Ancho: 115 cm; Alto: 129 cm; Hondo: 120 cm.
  • Aguardo Doble: Ancho: 162 cm; Alto: 140 cm; Hondo: 125 cm.
Photo-raptors dispone de todos los permisos administrativos necesarios para llevar a cabo esta actividad.



Ver galería de fotos realizadas por nuestros clientes desde los aguardos.


 Águila perdicera (Hieraaetus fasciatus)

Elegancia es probablemente el adjetivo que mejor la describe, pero también es altiva, esbelta y eficacísima cazadora. Su población en toda España está en continuo y preocupante declive por diversos factores; declive que en  Extremadura también se manifiesta aunque, hasta ahora, quizá con menor virulencia que en otros lugares.  En la Sierra de San Pedro se ubican varias  parejas, normalmente habitando los cantiles rocosos de mediano tamaño que, entre alcornoques, brezos y jaras, salpican estas sierras onduladas y agrestes. Una de las rapaces más hermosas de la avifauna europea.